El Northridge Iglesia Cuadrangular Header Bar


Casa
Calendario
Ministerios
Notas del Pastor
Guía de Oración FMI
 
Lo Que Creemos
Sobre Nosotros
Donde Estamos
Contáctenos
NOTAS DEL PASTOR
Notas para Domingo, 17 de Julio de 2016
Rut 2

La Recompensa del Compromiso

En este capítulo leemos acerca del buen resultado que vino después de tomar una decisión correcta, tomada en el desierto en el cruce del camino en las vidas de dos mujeres. 

Es decir, una decisión tomada en un momento crítico durante tiempos difíciles.

Antes de que venga la recompensa, viene el compromiso.

Rut 2:1-3
1 Tenía Noemí un pariente de su marido, hombre rico de la familia de Elimelec, el cual se llamaba Booz. 2 Y Rut la moabita dijo a Noemí: Te ruego que me dejes ir al campo, y recogeré espigas en pos de aquel a cuyos ojos hallare gracia. Y ella le respondió: Vé, hija mía. 3 Fue, pues, y llegando, espigó en el campo en pos de los segadores; y aconteció que aquella parte del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec.

Booz: Significa “fuerza” y “rapidez.”

La expresión en el versículo uno, “hombre rico” es “gibbor chayil,” es una frase que tiene doble sentido; [1] “varón esforzado y valiente” y [2] “varón rico con posición.”

Algunos dicen que Booz tiene implicación que él era un gran militar con rango.

Al preciso momento cuando Rut se siente débil, Dios va a introducir en su vida a un señor esforzado y valiente con rapidez de acción.

Rut le pidió a Noemí permiso salir para recoger espigas en pos de los segadores, en un campo cercano.  Noemí le da permiso a Rut.

Debemos notar la fe que manifestó Rut en su declaración, ¼en pos de aquel a cuyos ojos hallare gracia.”

Rut estaba buscando un granjero misericordioso que le permitiera espigar.

Dios le va a suplir un hombre que cumple todos los requisitos.

Me impresiona mucho lo que dice en el versículo 3,

 ¼y aconteció que aquella parte del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec.”

  • ¿Piensan ustedes que lo que le aconteció a Rut fue por error?
  • ¿Existe algo que se le puede llamar un “accidente divino o una coincidencia divina?”

Aunque ella estaba completamente fuera de honda en cuanto a lo que iba a suceder, Rut estaba guiada y dirigida por Dios al lugar preciso, en el tiempo preciso al hombre preciso.

En poco tiempo, Dios va a presentar a Rut el hombre perfecto para ella, que le supliría todo lo que ella necesitaría en su vida.

No tiene que preocuparse por el resultado final, sólo obedecer en dar el siguiente paso que indica el Señor.

Muy a menudo en nuestras vidas, no podemos detectar que Dios está trabajando a favor nuestro.

4 Y he aquí que Booz vino de Belén, y dijo a los segadores: Jehová sea con vosotros. Y ellos respondieron: Jehová te bendiga.

Booz vino a su granja afuera de Belén donde Rut había ido para espigar.

Booz vino de Belén después de pasar un periodo allí, y más tarde vamos a ver algo que él aprendió mientras estaba en el pueblo.

Booz era un hombre de posición y reconocimiento en Belén.  Tenía responsabilidades como uno de los líderes en Belén.

Lo primero que hace es bendecir a sus obreros.

Es muy extraño ver a un patrón bendiciendo a sus empleados.

Mucho más extraño es ver a los empleados bendiciendo a su patrón.

Booz dijo:  “Jehová sea con vosotros. Y ellos respondieron: Jehová te bendiga.”

Booz era un hombre muy generoso.

El trataba a sus empleados con dignidad,
        …y este tipo de varón era lo mejor para una moabita herida.

La manera en que uno trata a los que están bajo su autoridad manifiesta mucho acerca de su carácter.

En el campo de trabajo, por primera vez, Booz vio a Rut … y de inmediato se enamoró de ella.

Siendo un hombre de principios altos, Booz tuvo paciencia, y esperó que Dios cumpliera Su voluntad, a Su tiempo.

Rut 2:5-7
5 Y Booz dijo a su criado el mayordomo de los segadores: ¿De quién es esta joven?
6 Y el criado, mayordomo de los segadores, respondió y dijo: Es la joven moabita que volvió con Noemí de los campos de Moab; 7 y ha dicho: Te ruego que me dejes recoger y juntar tras los segadores entre las gavillas. Entró, pues, y está desde por la mañana hasta ahora, sin descansar ni aun por un momento.

Cuando Booz le preguntó a su criado el mayordomo de los segadores, con respecto de Rut, el mayordomo habló muy positivamente de ella.

  1. Es conocida como una joven (atractiva, hermosa)
  2. Es conocida como la nuera que acompañó a Noemí.
  3. Es conocida como la moabita (extranjera) que estaba cuidando a la viuda ancianita judía.
  4. Es conocida como la mujer que pidió permiso antes de espigar en el campo.
  5. Es conocida como una mujer muy trabajadora.

La provisión de Dios también incluye Su protección.

8 Entonces Booz dijo a Rut: Oye, hija mía, no vayas a espigar a otro campo, ni pases de aquí; y aquí estarás junto a mis criadas. 9 Mira bien el campo que sieguen, y síguelas; porque yo he mandado a los criados que no te molesten. Y cuando tengas sed, vé a las vasijas, y bebe del agua que sacan los criados.

De una vez a Rut, Booz le extiende protección y provisión para suplir sus necesidades inmediatas. 

Es muy importante notar las recomendaciones que Booz le da a Rut.

  1. No vayas a espigar a otro campo, ni pases de aquí.
  2. Y aquí estarás junto a mis criadas. (Hay protección cuando las mujeres no se separan)
  3. Mira bien el campo que sieguen, y síguelas.  (No vaya a buscar en otro campo)

Ahora pongan atención a lo que Booz dijo a los muchachos que podrían ser tentados a violarla.

Rut era una mujer desprotegida y una extranjera.  Era una mujer expuesta a la explotación.

            Booz instruyó:

  1. Porque yo he mandado a los criados que no te molesten.
  2. No la detengan tomar de mi agua, comida, sombra y lugar de descanso.

La respuesta de gente quebrantada, cuando se les extiende gracia, siempre es un sentimiento de profunda gratitud.

10 Ella entonces bajando su rostro se inclinó a tierra, y le dijo: ¿Por qué he hallado gracia en tus ojos para que me reconozcas, siendo yo extranjera?

Rut se sentía completamente abrumada con la gracia que Booz le extendía.

Ella hace la gran pregunta, “¿Por qué?”

  • ¿Por qué me tratas tan amable?
  • ¿Por qué me manifiestas tanta misericordia?
  • ¿Por qué me tratas bien, siendo yo una extranjera?
  • ¿Por qué te has fijado en mí?
  • ¿Por qué pones tanta atención en mí?
  • ¿Por qué me estás cuidando y protegiendo?

Aunque estemos en el lugar más bajo de nuestra vida, nuestro compromiso con el Señor es un testimonio:

Booz fue muy impresionado por el compromiso que hizo aquella extranjera.

Su reputación favorable fue conocida por todo el pueblo.

11 Y respondiendo Booz, le dijo: He sabido todo lo que has hecho con tu suegra después de la muerte de tu marido, y que dejando a tu padre y a tu madre y la tierra donde naciste, has venido a un pueblo que no conociste antes.

Parece que Booz, curiosamente, había investigado quien era aquella moabita.

Había recibido un informe muy agradable de Rut.

  1. Era muy conocida por la gracia que había extendido a una viuda muy herida.  La gente que abunda en gracia siempre recibe tratamiento lleno de gracia.
  2. Era muy conocida por su gran sacrificio, por haber dejado a su padre, madre y la tierra donde había nacido.
  3. Pero más que todo, era muy conocida por su gran compromiso con Jehová.

La Profecía de Booz sobre su futura esposa:

12 Jehová recompense tu obra, y tu remuneración sea cumplida de parte de Jehová Dios de Israel, bajo cuyas alas has venido a refugiarte.

En eso, Booz reconoce cuál sería su misión en la vida de Rut si él se casara con ella.

  1. Recompensarla por su trabajo.
  2. Facilitar la remuneración de parte de Jehová en su vida.
  3. Formar parte del refugio de Dios para con ella.

Sería un honor casarse con una mujer como Rut.

En medio de ese campo, ese día hermoso de la primavera, fue cautivado el corazón de Booz por una maravillosa mujer, sencilla y de mucha confianza.

Dios recompensa a las mujeres que buscan refugio en Jehová, no en los hombres.

La mujer que busca refugio en Dios y no en el hombre, a largo plazo siempre encuentra el refugio que ella necesita.

El refugio que le ofrece el hombre para la mujer, siempre está lleno de fallas.

Cuando la mujer pone su confianza en Dios, el Señor busca un hombre adecuado que Él pueda utilizar para ofrecerle a ella el refugio que ella necesita.

A.      Dios va a cubrir sus necesidades emocionales:

13 Y ella dijo: Señor mío, halle yo gracia delante de tus ojos; porque me has consolado, y porque has hablado al corazón de tu sierva, aunque no soy ni como una de tus criadas.

Rut reconoce que, para ella, Booz ya había suplido sus necesidades.

  1. Ella necesitaba ser consolada, y encontró la consolación en Booz.
  2. Ella necesitaba bondad, y Booz comunicó bondad profundamente a su corazón.

¿Ha pasado usted por un tiempo cuando necesitaba que alguien le consolara, pero todo el mundo le predicaba?

B.     Dios satisfará sus necesidades de supervivencia

14 Y Booz le dijo a la hora de comer: Ven aquí, y come del pan, y moja tu bocado en el vinagre. Y ella se sentó junto a los segadores, y él le dio del potaje, y comió hasta que se sació, y le sobró.

Rut tenía hambre para tener más energía.

Ella necesitaba la energía para completar su tarea.

“Ven a comer a mi mesa y le supliré,” es la invitación que le extiende Booz.

Me llama mucha la atención donde dice, ¼y él le dio del potaje,”

Booz tenía siervos que le podría cumplir esa responsabilidad.

¿Por qué él mismo le da del potaje?

Él tiene un corazón de servidor y el mejor esposo es aquel que sirve a su esposa.

En nuestra cultura es al revés.

Booz quiere asegurarse de que Rut esté servida y lo garantiza con sus propias acciones.

Es un atributo bueno de carácter que debe tener todo hombre con el potencial de ser su esposo.

La expresión que dice, ¼y comió hasta que se sació, y le sobró,
significaba que Rut guardó parte que lo que le fue ofrecido para entregarlo a Noemí.

Rut es una mujer que piensa en las necesidades de los demás.

Ni Rut ni Noemí tendría que cocinar aquella noche.

C.      Dios va a cubrir su necesidad de ser protegida:

15 Luego se levantó para espigar. Y Booz mandó a sus criados, diciendo: Que recoja también espigas entre las gavillas, y no la avergoncéis;

Se responsabilizaba Booz por la estabilidad emocional de Rut.

Dando énfasis a sus criados, Booz dice, ¼ y no la avergoncéis;”

Y más tarde en verso 16 dice, ¼ y no la reprendáis.”

D. Dios va a cubrir su necesidad de sentir que había cumplido con su misión:

16 y dejaréis también caer para ella algo de los manojos, y lo dejaréis para que lo recoja, y no la reprendáis.

Booz le permitió a Rut, sentir el gozo de haber cumplido un buen trabajo.

En vez de darle todo sin permitirle trabajar, Booz sabía que en la consciencia de nosotros, nuestro auto imagen se mejora cuando tenemos el gozo de haber cumplido una obra.

Booz no quería robarle de ese gozo, pero facilitó que ella pudiera cumplir con su misión.

Más tarde en la noche:

17 Espigó, pues, en el campo hasta la noche, y desgranó lo que había recogido, y fue como un efa de cebada. 18 Y lo tomó, y se fue a la ciudad; y su suegra vio lo que había recogido. Sacó también luego lo que le había sobrado después de haber quedado saciada, y se lo dio.

Se nota gente industriosa:      Su suegra vio lo que había recogido.”

“Una efa de cebada,”¿Cuánto sería eso?”

Es una forma para medir líquido o granos.

Es el equivalente a 40 litros de líquido.

¿Podría imaginar la dificultad que tendría a llevar 40 litros de leche del supermercado caminando hacia su casa?

  • A.      Rut no era perezosa.
  • B.      Rut era muy disciplinada.

Rut, también, fue muy disciplinada con su dieta.

Ella guardó una porción que podría haber tomado y la guardó para llevar a Noemí.

Rendición de cuentas, es siempre un factor en nuestras vidas, para recibir las bendiciones de Dios.

19 Y le dijo su suegra: ¿Dónde has espigado hoy? ¿y dónde has trabajado? Bendito sea el que te ha reconocido.
Y contó ella a su suegra con quién había trabajado, y dijo: El nombre del varón con quien hoy he trabajado es Booz.

Es de suma importancia rendir cuentas, de sus acciones, a la persona madura que Dios ha puesto en su vida.

  • ¿Dónde ha estado hoy?
  • ¿Qué estaba haciendo?
  • ¿Cuáles fueron sus actividades?

No son solas buenas preguntas, pero le da la oportunidad a su mentor regocijarse por las bendiciones que Dios había derramada en su vida.

Por lo menos, le dará una oportunidad de orar.

No hay nada malo de rendir cuentas a su superior.

La anticipación de Noemí:

Pudo discernir Noemí que algo excepcional había pasado Rut, algo que iba a cambiar su vida.

Rut tenía que haber tenido una expresión diferente cuando regresó a casa. 

Cuando ella paso por la puerta, Noemí se dio cuenta que algo había pasado.

Por su puesto, Rut estaba cansada, pero era obvio que algo bueno le había pasado.

No era la misma Rut que había salido en la mañana para buscar algo de comer para las dos.

El corazón de Naomi saltó cuando escuchó el nombre del hombre que bendijo Ruth tan profundamente.

El corazón de una mujer amarga está transformándose al ver la mano de Dios trabajado.

Rut 2:20
20 Y dijo Noemí a su nuera: Sea él bendito de Jehová, pues que no ha rehusado a los vivos la benevolencia que tuvo para con los que han muerto. Después le dijo Noemí: Nuestro pariente es aquel varón, y uno de los que pueden redimirnos.

¿Recuerda el momento en que un rayo de esperanza inundó su alma?

¿Usted acuerda, el segundo, que se dio cuenta que Dios estaba en el trabajo?

El rostro entero de Naomi cambió cuando se dio cuenta que una chica extranjera había tropezado sobre el futuro de Dios para sus vidas.

Rendir cuentas trae bendiciones:

Rut tenía mucho que contar a Noemí.  Mientras Noemí comía, Rut le contaba todo con cada detalle.

Rut 2:21
21 Y Rut la moabita dijo: Además de esto me ha dicho: Júntate con mis criadas, hasta que hayan acabado toda mi siega.

Me impresiona lo que Rut dijo, Además de esto me ha dicho.”

¿Puede escuchar en la historia que contaba Rut que ella sentía Booz decía todo específicamente para ella y nadie más?

Júntate con mis criadas, hasta que hayan acabado toda mi siega.

Rendir cuentas trae consejo bueno:

Rut 2:22-23
22 Y Noemí respondió a Rut su nuera: Mejor es, hija mía, que salgas con sus criadas, y que no te encuentren en otro campo. 23 Estuvo, pues, junto con las criadas de Booz espigando, hasta que se acabó la siega de la cebada y la del trigo; y vivía con su suegra.

Rut escuchó el consejo de su suegra y obedeció sus instrucciones explícitamente. 

Conclusión

Rut encontró a su futuro en la cosecha.

Cuando nos preocupa de la obra de Dios, Él se encargará de nuestras necesidades.

Ministrando en la cosecha de Dios, se profundicen relaciones porque la voluntad de Dios es la prioridad.

Su destino está revelado en la cosecha.

Cuando nos preocupamos del llamado de Dios, encontramos la mayor realización.

Dios tiene un gran futuro para ti porque es el amanecer de un nuevo día glorioso.

 
Switch to English
El Northridge Iglesia Cuadrangular Footer Bar